El nuevo Consorcio Internacional del Deporte Femenino (ICFS), del que Alianza CBM es socia fundadora, se lanzó a nivel mundial el pasado 9 de enero de 2023 como el principal grupo internacional para defender la preservación de las categorías deportivas femeninas en todo el mundo. El Consorcio llega en un momento en que cada vez más organismos deportivos internacionales, incluido el Comité Olímpico Internacional (COI), están abriendo el deporte femenino a los deportistas hombres.

“El cincuenta por ciento de la población mundial merece una representación adecuada cuando se toman decisiones sobre su categoría deportiva”, dice la Dra. Linda Blade, cofundadora del consorcio y representante del grupo miembro Canadian Women’s Sex-Based Rights (caWsbar). “La creación del Consorcio es absolutamente vital para la preservación del deporte femenino”, afirma.

La Dra. Blade, ex campeona de atletismo canadiense y All-American de la National Collegiate Athletic Association (NCAA), ha entrenado a cientos de atletas en 15 deportes durante 25 años como profesional del rendimiento deportivo en Edmonton, Alberta. Blade forma parte de las fundadoras de ICFS que provienen de grupos de defensa del deporte en siete países: EE.UU., Reino Unido, España, Francia, Canadá, Australia y Nueva Zelanda. Más recientemente, también se han sumado grupos de Italia, México y América Central.

Todas las miembros del ICFS están unidas en la convicción de que los órganos rectores del deporte deben cumplir con los principios fundamentales de seguridad, privacidad y equidad, junto con los tratados internacionales que prohíben la discriminación basada en el sexo contra las mujeres. “Si bien la mayoría de las prohibiciones legales contra la discriminación por razón de sexo requieren la asimilación y la inclusión, el deporte requiere la segregación por sexo por motivos de seguridad y equidad para las deportistas mujeres. No es un concepto nuevo”, sostiene Nancy Hogshead-Makar, miembro del consorcio, tres veces campeona olímpica de natación, abogada y CEO de Champion Women.

El ICFS es un colectivo apolítico formado por mujeres defensoras del deporte que sostienen que se debe garantizar la equidad y la seguridad de las mujeres deportistas, lo cual se obtiene únicamente mediante una categoría dedicada exclusivamente para ellas: competidoras que son biológicamente mujeres. En la primavera de 2022, el mundo fue testigo de un importante punto de inflexión en el deporte femenino de EE.UU. cuando Lia Thomas, de sexo masculino, ganó el estilo libre de 500 yardas en el Campeonato de la NCAA, lo que impulsó aún más la tendencia de permitir que los deportistas nacidos hombres triunfen en los deportes femeninos.

«En todo el mundo las mujeres están luchando para que se restablezca la justicia para las mujeres en el deporte”, afirma Fiona McAnena, portavoz del grupo Fair Play for Women (FPFW) con sede en el Reino Unido, grupo integrante del ICFS. “Tiene sentido hacer esto juntas. El Consorcio es un grupo que marcará la diferencia”.

Para la Alianza Contra el Borrado de las Mujeres, miembro fundadora del Consorcio y con presencia en España y Latinoamérica, “en el deporte compiten los cuerpos no los sentimientos”. La Alianza CBM recuerda que “priorizar en las competiciones deportivas el “género sentido” sobre el factor “sexo”, que marca la ventaja competitiva entre hombres y mujeres, pone en grave riesgo los logros deportivos de las mujeres”

La Alianza CBM recuerda que el Consorcio busca dar una respuesta global y unitaria a los movimientos internacionales que desprecian los códigos y valores del juego limpio en que se basan las categorias deportivas.

“Esto está ocurriendo en España: mujeres y niñas se están quedando sin sus oportunidades en el deporte; perdiendo los títulos, premios, reconocimientos y oportunidades que tanto trabajo les ha costado lograr, para incluir en su lugar a varones auto-identificados mujeres”, afirma Irene Aguiar, miembro del Consorcio. “El sentimiento no puede estar por encima de la realidad biológica. El consorcio luchará por esto”.

 Save Womens Sports España insiste en esta idea: «Este es un problema que está sucediendo ya en España, pese al desconocimiento de la sociedad. Unidas con deportistas, organizaciones y la afición de España y de todo el mundo conseguiremos preservar el deporte femenino que tanto ha crecido estos últimos años y que no vamos a permitir que desaparezca antes siquiera de haber llegado a su esplendor merecido».

 La Carta Olímpica protege el deporte femenino

El ICFS está de acuerdo con el «Principio fundamental 6» de la Carta Olímpica que establece que no debe haber discriminación contra las atletas femeninas por motivos de sexo. La igualdad importa en todos los aspectos de la vida, incluso en el deporte. De conformidad con los principios de la Carta Internacional de Derechos Humanos; de la Convención de las Naciones Unidas sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW, artículo 10.g); y los preceptos de la Declaración de la Mujer (artículo 7), las mujeres y las niñas tienen derecho a acceder y participar en deportes de manera justa, segura y sin discriminación. La negación de este derecho es discriminación por motivos de sexo.

«Muchas deportistas, familias y entrenadoras están sinceramente preocupadas por la equidad en los deportes femeninos debido a un número creciente de deportistas varones que ingresan a competiciones de todas las edades en la mayoría de los deportes en la actualidad», dice la ex campeona de natación de la NCAA y miembro de ICFS, Marshi Smith, quien cofundó el Consejo Independiente de Deportes Femeninos (ICONS) en 2022 en respuesta al escándalo de natación de la NCAA. “La NCAA, entre muchos órganos rectores deportivos, ahora debe corregir las desestimaciones del pasado y priorizar las voces de las mujeres y las niñas cuando se trata de nuestros propios criterios de elegibilidad para las categorías deportivas”, sostiene Smith.

Con la Convención 2023 de la NCAA convocada esta semana -del 11 al 14 de enero en San Antonio, Texas- surgirán oportunidades para que las estudiantes atletas reciban apoyo académico de primera categoría y tengan acceso a entrenadores, instalaciones y equipamiento de primer nivel. Pero esto también se ha convertido en una salida para que los varones biológicos que se identifican como mujeres obtengan recursos destinados a las atletas femeninas.

El ICFS es consciente de la presión que existe para que los atletas biológicamente masculinos puedan competir en el deporte femenino.

La posición del Consorcio es que la categoría de deporte femenino debe incluir únicamente a mujeres biológicas, y que la voz de las mujeres debe estar representada en la mesa cuando las organizaciones deportivas realicen consultas sobre la elegibilidad en todos los niveles (local, regional, nacional e internacional). El ICFS está preparado para ocupar ese lugar.

El Consorcio continúa construyendo su red y desarrollando los recursos necesarios para ayudar a dar forma a las decisiones que afectan a la participación femenina en el deporte. Atletas, entrenadores, madres y padres, funcionarios y grupos de defensa de todo el mundo que se preocupan por la preservación del deporte femenino están invitados a asociarse con el ICFS. Esto no impllica afiliación o apoyo en relación con ningún otro tema.

Puede obtener más información y unirse a este movimiento mundial en favor de la equidad y la seguridad en el deporte femenino en https://www.icfsport.org y firmar la «declaración de posicionamiento» para formalizar su apoyo.

Para preguntas o más información, contactar con hello@icfsport.org

#ICFS  #SaveWomensSports  #Fairness4Females  #JuegoLimpioParaLasMujeres

 

 

 

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad