Sidhbh Gallagher, cirujana plástica de Florida, ha sido denunciada ante la Comisión Federal de Comercio (FTC) por presunta promoción falsa de servicios a menores de 18 años. Gallagher, a quien le gusta presentarse como Dra. Teetus Deletus -pechos borrados- es bien conocida por realizar cientos de mastectomías a chicas sanas y compartir los resultados con sus miles de seguidores en redes sociales.

La denuncia ha sido presentada por cinco organizaciones dirigidas por Genspect , una alianza internacional fundada por la psicoterapeuta irlandesa Stella O’Malley que está preocupada por el tratamiento afirmativo de género de los jóvenes [autodeterminados como trans].

En 2019 Gallagher se reunió con Simon Harris, el entonces ministro de Salud, para presionar por una mayor capacidad quirúrgica para la cirugía de reasignación de género en Irlanda …

Se ha descrito a sí misma como «Dra. Teetus Deletus», en referencia a su extirpación quirúrgica de tejido mamario para mujeres en transición a hombres. En sus videos de TikTok, describe regularmente el procedimiento como «yeet the teets». «Yeet» es una jerga para decir tirar algo a la fuerza.[Tira las tetas]

La Dra. Gallagher ha presumido de realizar hasta 500 cirugías de afirmación de género al año. Una al mes involucra a una persona menor de 18 años.

En la denuncia presentada ante la FTC, se alega que Gallagher y su empresa han «incurrido en prácticas desleales, falsas y engañosas en la publicidad agresiva y la comercialización a menores de edad de sus servicios de cirugía plástica, a saber, las mastectomías de pechos femeninos sanos, como si fueran seguras, eficaces y médicamente necesarias».

La denuncia incluye ejemplos de comentarios de usuarios de las redes sociales que dicen que van a ahorrar su dinero para poder pagar a la Dra. Gallagher cuando tengan la edad suficiente.

El documento de 14 páginas dice que los vídeos son «parte de un plan de marketing de marca diseñado para crear un personaje mediático online, presentando a Gallagher como una cirujana famosa y divertida con el fin de atraer a cientos de miles de usuarios de redes sociales menores de edad, anunciar los servicios de cirugía plástica de «afirmación de género» de Gallagher, y venderlos a una población vulnerable e impresionable de niños y jóvenes que experimentan angustia con su identidad de género y sus cuerpos en desarrollo».

La denuncia alega que los mensajes omiten los riesgos físicos y psicológicos reales de la cirugía.

Una de las antiguas pacientes del Dr. Gallagher, Grace Lidinsky-Smith, que se ha desvinculado, declaró al sitio web de noticias médicas Medscape a principios de este año que consideraba que algunos de los TikToks del cirujano irlandés pintaban una «imagen falsamente halagüeña». En uno de los vídeos, la Dra. Gallagher lleva un vestido rojo y se agita el pelo mientras el texto dice que la tristeza en los pacientes postoperados es «temporal».

La FTC no quiso decir si estaba investigando la queja. La Dra. Gallagher no respondió a las solicitudes de comentarios. Dijo a Medscape que utilizaba términos «efectistas» porque son «esas son las palabras de la comunidad a la que sirvo» y esto ayudaba a tranquilizar a los pacientes.

Dijo que seguía las normas que exigían evaluaciones de salud mental, por lo que el riesgo de arrepentimiento en sus pacientes «es increíblemente bajo». También defendió la posibilidad de operar a pacientes menores de 18 años.

«No hacer nada no es necesariamente una opción inocua», dijo la Dra. Gallagher. «Elegir arbitrariamente la edad de 18 años y condenar a esa paciente a otro año de disforia puede no ser el mejor cálculo de riesgo-beneficio».

Artículo original
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad